Diario de… segundo día en China

LIDIA ROSELLÓ

Son ya varios los días que llevo en China, en concreto cuatri días, de los cuales éste es mi segundo dia en el que mi marido trabaja.

La experiencia de estar aquí me gusta mucho, me gusta descubrir rincones nuevos, en definitiva, descubrir una cultura ancestral y tan diferente a la nuestra. La ciudad en la que estoy se llama Weihai, es una ciudad de más de dos millones de habitantes y lo mejor de todo es que es costera. La gente, por lo que he podido ir descubriendo no está muy acostumbrada a ver personas occidentales. El primer día me molestaba que todo el mundo te fuera mirando allá donde estuvieras pero ya me he acostumbrado, es algo con lo que tienes que convivir. La comida es exquisita, y tengo que decir para todos los que aún no lo sepan que no tiene nada que ver con la que nos ponen en los Restaurantes CHinos españoles. Para empezar: el rollito de primavera no existe, la comida es muy ligera de digerir a pesar de estar servida con salsas.  El arroz tres delicias es completamente diferente, aquí el arroz está riquísimo, otra cosa muy típica son los “Dumbling” no se como se escribe así es su transcripción fonética. Las verduars las sirven de una forma especial, el pescado es esencial y las diferentes sopas.

Otro de los restaurantes muy típicos es el Tepanyaki, es que la cocina japonesa muy extendida en China. Nada que ver con los restaurantes japoneses españoles: de verdad. El cocinero te cocina los ingredientes en una habitación solo para las personas que ocupan esa mesa: comes en privado en una mesa mirando al cocinero y todo tiene un ritual.

Dejando a un lado la cocina china, el caracter de sus habitantes es sociable aunque no entienden para nada inglés. Por ejemplo, esta tarde no encontraba el gimnasio en el hotel (porque es muy grande) y he tenido que preguntar:

Please, the gym? Tienes que ser escueto y no hacer frases largas… bueno pues no sabía lo que es el gym, a todo esto iba vestida con el chándal y las deportivas y me puesto como a correr yseñalándole mi vestuario… pues nada de nada… al final me he tenido que ir enfadada pq no me entendía. Por cierto, lo he encontrado!!!. Y esa es sólo una de las miles anécdotas.

El tema de la peluquería es muy barato al cambio: 1 euro: lavar, peinar, pasar la plancha y aplicar un gloss para el pelo de Loreal.

Me gusta, siempre que voy a un sitio nuevo, husmerar en los supermercados porque a través de ellos descubres muchas cosas de la gente. La comida es muy barata, deacorde a los sueldos de los chinos, que rondan los 200 o 300 euros. Pero con ese dinero viven bien porque la comida es muy barata, los restaurantes también. Además no ves pobreza como he podido ver en Colombia, es muy diferente, allí si que notas la diferencia de clases, aquí no.

Pero bueno, ya iré contando más curiosidades de mi estancia aquí.

Anuncios

2 comentarios en “Diario de… segundo día en China

  1. Lidia!!! qué interesente tu blog. Menuda experiencia tan bonita y enviadiable!
    Cuánto tiempo vas a estar por allí?? Sigue relatantado tus días por aqui, por fi!! jeje
    bss y disfruta mucho de China y su antagónica cultura.

    Me gusta

    • Hola Pilar!!!
      Pues voy a estar tres semanas por aquí, aprovechando que a Jesús lo han mandado dos meses por trabajo me he venido las últimas tres semanas para volvernos juntos. Me alegro de que te gusten mis aventuras chinas, jajjaja. Un beso para tí también.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s