Remedios caseros contra picaduras de insectos

Llega el verano y mi querido hijo es “carne” apetecible de los mosquitos. No hay verano que no se salve de amanecer con alguna que otra picadura de estos insectos y que le genera muchas molestias como comezón, irritabilidad, y hasta no poder dormir tranquilo. Incluso, en alguna ocasión he tenido que llevarlo a la pediatra, porque las picaduras estaban muy pero muy inflamadas. Como ya me he cansado de verlo sucumbir cada verano ante los picotazos de estos fastidiosos mosquitos que se ceban con su pobre cuerpecito, he decidido tomar medidas preventivas.

A estos “bichillos trompeteros” podemos alejarlos usando algunas plantas que están a nuestro alcance y que desprenden algunos olores que les desagradan hasta el punto de espantarlos. Por ejemplo,  la lavanda y la albahaca son dos plantas que aunque no tienen olores desagradables para los humanos, sí son efectivos para ahuyentar a los pesados mosquitos. Si colocamos algunas macetas con estas      plantitas en algunas puertas y ventanas, evitaremos que estos “visitantes alados” invadan nuestra casa.

lavanda

También podemos conseguir la lavanda en esencia en los herbolarios.  En mi caso, después de cada baño, le pongo unas gotitas de aceite de lavanda a mi bebé en los pies, detrás de las orejas, en el pecho y en la frente, haciéndole suaves masajes. Esto le ayuda a relajarse antes de ir a la cama y a la vez protegerlo de los mosquitos. Y es que una de las propiedades de la lavanda es producir sueño, debido a que disminuye  nuestra frecuencia cardiaca y la presión arterial. Y en el caso de picaduras, va genial porque reduce la picazón, inflamación y enrojecimiento.

clavo y limón Siguiendo los consejos de mi hermana para repeler mosquitos, pondré en práctica otra receta: incrustar clavos de olor en medio limón. El limón contiene un compuesto  denominado azadiractina, que le da ese sabor amargo tan particular y que funciona como repelente natural. Como vemos, ésta es una buena manera, económica y  natural de combatir a estos insectos.

Con las altas temperaturas también empiezan a pulular otros insectos como las hormigas, las moscas y las cucarachas. Por más que tengamos la casa limpia  y bien desinfectada, no debemos sorprendernos de ver a alguno de estos bichos rondando por nuestro hogar.

 La citronela es muy eficaz para controlar las plagas de moscas. Y al igual que la lavanda, podemos usarla en esencia (aceite), poniendo unas gotas en las muñecas y  tobillos evitaremos y calmaremos la picadura de estos insectos.

Para ahuyentar a las hormigas, solo debemos colocar montoncitos de espliego en aquellos espacios de la casa donde suelen aparecer.

Y para las asquerosas cucarachas, un consejo de mi bisabuela política: poner ramas de laurel en las rendijas o agujeros por donde pasan estos insectos.

Ya estamos armad@s y preparad@s para darle guerra a estos fastidiosos insectos, y sobre todo de manera natural y sin contaminar el medio ambiente.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s